Compartir

Muchas eran las dudas que había al respecto. Muchas son las líneas las que se han escrito sobre el botón rojo que tiene Donald Trump en su poder y que se corresponde con un ataque nuclear. Pues bien, lejos de ser una especulación, se podría decir que el magnate estadounidense ya ha recibido un poco de su propia medicina. Y es que, el régimen de Corea del Norte, lejos de querer permanecer al amparo de la Casa Blanca, este pasado domingo, realizó una prueba con un misil balístico. Una prueba que da buena cuenta del potencial que tienen en estos momentos de cara a todo el mundo aunque en especial de cara a la primera potencia mundial que no es otra que Estados Unidos.

Un régimen con autonomía nuclear

Donald Trump llegó al poder con la intención de controlar el mundo. El nuevo inquilino de la Casa Blanca quería dejar bien claro, desde su llegada, que nadie podía llevar a cabo acciones de este tipo por su cuenta. Pues bien, Corea del Norte lo ha hecho. Y lo mejor de todo es que lo ha hecho con una tecnología realmente vanguardista dentro de este campo. Y eso no es todo ya que, el régimen de aquel país ha asegurado que quieren independencia nuclear ya que tienen los medios para tenerla y no depender de la defensa de nadie.

Coincidió con la visita institucional de Japón a Estados Unidos

El misil fue a estrellarse contra el mar de Japón. Un lugar que no fue elegido por casualidad si tenemos en cuenta que Japón hizo una visita oficial este pasado domingo a territorio norteamericano. Se podría decir sin temor a errar por ello que lo que pretendía hacer Corea del Norte era una muestra de que su potencial está al alcance de muy pocos y, la verdad, es que parece haberlo logrado ya que medios de comunicación de medio mundo se han hecho eco de esta información.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here