Compartir

Son muchas las organizaciones las que lo están advirtiendo desde hace ya unos años. La crisis económica está golpeando con tanta fuerza a muchas familias españolas que los niños, los más débiles del sistema, están siendo los grandes perjudicados. Y es que, en muchas ocasiones en contra de lo que querrían los propios padres y madres, no tienen los recursos suficientes para llevar a cabo el número de comidas al día recomendado por las organizaciones sanitarias competentes. Pero, ¿qué se puede hacer ante esta situación?

Rentas básicas para las familias más desfavorecidas

Esta es una iniciativa que ya se ha llevado al Congreso de los Diputados. Sin embargo, a día de hoy hay que tener en cuenta que los presupuestos que maneja el gobierno son tan escasos, y son tantos los recortes que quieren llevar a cabo, que parece complicado que se saque una partida para estas familias a pesar de que las condiciones de muchas de ellas no sean las indicadas en cuanto a llevar una vida digna se refiere.

Comedores especiales en los centros escolares

Esta sería la otra alternativa que se puede poner sobre la mesa en estos momentos. No en vano, a día de hoy ya son varios los centros escolares los que incluyen el servicio de este tipo de comedores con el objetivo de que nadie se sienta excluido y al menos puedan hacer la comida principal en unas condiciones dignas. Incluso hay centros que están haciendo un gran esfuerzo para tratar de que estas dormidas sean dos: el desayuno y la comida de medio día aunque están teniendo suerte dispar.

Sea como fuere, lo cierto es que la situación es tan alarmante que no se debería dejar pasar por alto este asunto. Es más, debería ser un problema del que se hicieran cargos las instituciones ya que uno de sus deberes es velar por el bienestar de los ciudadanos.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here