Compartir
la manada y la chica violada en San fermines

Como C., fue identificada la joven madrileña que ayer negó las afirmaciones de los cinco miembros de la llamada Manada, que decían que ella consintió mantener relaciones sexuales con todos ellos.

Los cinco imputados que son naturales de Sevilla, han sido acusados de violación por la joven mujer, ayer en la Audiencia Provincial de Navarra, donde mantuvo su acusación y reiteró que en ningún momento ella había acordado con ninguno de estos tener relaciones sexuales.

C., quien manifestó durante su declaración que se encuentra bajo tratamiento debido a que padece de estrés post traumático, también negó que colaboró con los cinco hombres en la búsqueda de un sitio más discreto, por el contrario, quedo en que estos solo le acompañarían hasta el coche donde pasaría la noche junto a un amigo.

Pese a la difícil situación que supone rendir declaraciones en estas circunstancias, testigos presentes en la Audiencia describen a una joven que habló con mucha calma y respondió a las interrogantes sin interrupciones, aunque un poco descentrada cuando se tocó el punto de los vídeos que los presuntos agresores sexuales grabaron con sus móviles, sin embargo terminó afirmando que estaba en estado de shock y no recordaba lo que ocurrió en esos momentos.

agresion en pamplona por parte de 5 hombres a una chica de 10 años de edad

Con respecto a los seis videos grabados por los miembros de Manada, estos fueron motivo de discusión antes de iniciar el interrogatorio, la decisión había sido que serían mostrados de ser necesario, pero finalmente ninguna de las partes lo solicitó, por fortuna para la presunta víctima.

La defensa de los cinco presuntos agresores también puso sobre la mesa una investigación privada sobre el comportamiento de C. en sus redes sociales posterior a la presunta violación; está en su defensa alegó que tuvo que comportarse de forma natural para evitar que supieran que ella era la mujer de San Fermín; mientras en una sala contigua sus agresores rendían sus respectivas declaraciones, otro trago amargo que se evitó la joven a la hora de no enfrentarse a sus víctimas.

Para evadir la prensa, víctima y acusados accedieron al edificio Judicial por la parte de atrás, los acusados con un aspecto totalmente diferente al que lucían meses atrás con barbas prominentes y atuendos informales, esta vez acudieron a la Audiencia afeitados, peinados y con camisas manga larga, dando un aspecto de decencia y pulcritud.

Pese a las graves acusaciones que pesan sobre ellos y ante la posibilidad de que sean condenados a un poco más de 22 años de prisión a petición de la Fiscalía, los acusados por su parte, incluyendo al muy cambiado “Prenda”, mantuvieron una actitud bastante calmada.

La pareja que reportó la agresión sexual sufrida por C. también rindió declaraciones el día de ayer y para hoy se espera la declaración de los agentes policiales que identificaron y detuvieron a los cinco sujetos.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here