Compartir

Tras haber escrutado el 99,8% de los votos, todo hace indicar que Erdogán se ha alzado con la victoria en la consulta sobre la modificación de la constitución turca. Una constitución que va a dotar de un poder casi ilimitado a la persona que esté al frente del partido del gobierno, la cual, en este caso es el propio Erdogán.

Una modificación de la constitución que tiene una serie de implicaciones realmente serias no solo para la propia población turca, que será sin lugar a dudas la más afectada, sino también para el conjunto de Europa por el precedente que puede sentar.

¿Qué implica esta modificación?

En esencia, lo que va a permitir hacer a la persona que esté en el gobierno de Turquía será poder elegir a los jueces, poder tener un control total sobre el poder ejecutivo del Parlamento y poder modificar algunas leyes que tengan que ver con el poder legislativo. No en vano, en cuanto se supo ganador. Erdogán no tardó en anunciar que en Turquía se restablecerá la pena de muerte. Algo que no ha sentad nada bien ni en el propio país ni en Europa.

La oposición impugna los resultados

Sin embargo, desde la oposición se cree que ha habido algunos defectos graves en el recuento de las papeletas. De hecho se ha podido demostrar que algunas de esas papeletas que han sido contabilizadas ni siquiera tenían el sello que las hacía como válidas. Por todo ello, tras la estrecha victoria de Erdogán, con un 51,4% ante un 48,6%, la oposición ha pedido que no solo se investigue este hecho sino que se llegue ante sus últimas consecuencias en el caso de que se demuestre que ha habido un fraude ya que esto podría sentar un precedente muy complejo de entender en una sociedad que se considera moderna.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here