Compartir

Todos estos años de crisis económica han servido para que todos y cada uno de los países miembros, principalmente los más afectados como pueda ser el caso de Portugal, España a Grecia, se den cuenta de que el proyecto europeo no era tan perfecto como podía aparentar en un principio. Es por ello por lo que a día de hoy, y esto lo vamos a ver un poco más adelante en este artículo, se quieren impulsar unas reformas que no hagan otra cosa que equiparar tanta los países que están creciendo a un gran ritmo como pueda ser por ejemplo el caso de Alemania, con los países que no pueden crecer a un ritmo tan elevado como pueda ser por ejemplo el caso griego o incluso Portugal.

Presupuestos únicos y unos nuevos bonos

Estas son las dos medidas principales que quiere impulsar el Parlamento Europeo. Por un lado, y una vez que se están dando cuenta que los presupuestos europeos no son iguales para todos y no hacen otra cosa que provocar grandes recortes en países ya muy castigados como Portugal, España o incluso Grecia, de lo que se trata es de crear un presupuesto único de manera de que todos puedan arrimar un poco más el hombro y las carencias de unos puedan ser compensadas por otros.

La segunda medida, tal y como acabamos de anunciar, es la creación de unos nuevos bonos. Estos bonos no sustituirían en ningún caso a los eurobonos que ya existen, pero sí que se podrían considerar como unos bonos de segunda división que permitirían a algunos países con poco crecimiento tener acceso a una financiación en unas condiciones óptimas. Pero no solo eso, la referencia de estos nuevos bonos haría que la confianza en estos países subiera ya que la prima de riesgo no sería tan elevada como pueda ser en estos momentos en algunos casos muy concretos como por ejemplo el griego que está disparada.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here